Inicio

Frase de: Woody Allen (como Isaac) - Manhattan

Imagen de barrycollins

Capítulo primero. Él adoraba Nueva York. La idolatraba de un modo desproporcionado. No, no, mejor así: él la sentimentalizaba desmesuradamente. Eso es. Para él, sin importar la época del año, aquella seguía siendo una ciudad en blanco y negro que latía a los acordes de las melodías de Georges Gershwin… Eh, no, volvamos a empezar

Capitulo primero. Él sentía demasiado románticamente Manhattan. Vibraba con la agitación de las multitudes y del tráfico. Para él Nueva York era bellas mujeres y hombres que estaban de vuelta de todo. No, tópico, demasiado tópico y superficial. Hazlo más profundo, a ver..

Capitulo primero. Él adoraba Nueva York. Para él, era una metáfora de la decadencia de la cultura contemporánea. La misma falta de integridad que empuja a buscar las salidas fáciles convertía la ciudad de sus sueños en… no, no, no, suena a sermón. Quiero decir que, en fin, tengo que reconocerlo, quiero vender libros…

Capítulo primero. Adoraba Nueva York, aunque para él era una metáfora de la decadencia de la cultura contemporánea. Qué difícil era sobrevivir en una sociedad insensibilizada por la droga, la música estrepitosa, la televisión, la delincuencia, la basura… uhm, no, demasiado amargo, no quiero serlo…

Capítulo primero. Él era tan duro y romántico como la ciudad a la que amaba. Tras sus gafas de montura negra se agazapaba el vibrante poder sexual de un jaguar… je, esto me encanta… Nueva York era su ciudad y siempre lo sería.

Woody Allen (como Isaac)
Tipo de frase: 
Frase de un personaje de una película
Compartir: 
Los derechos de propiedad y el copyright de los pósters, carteles, carátulas, fotografías e imágenes de cada película, así como cada tráiler, vídeo, frase o diálogo de película, escena, título de crédito, pertenecen a las correspondientes productoras y/o distribuidoras.