Archive for junio, 2006

Segundo Trailer de Open Season

lunes, junio 12th, 2006

El espectacular estreno que ha tenido este fin de semana la nueva película/obra maestra de Pixar, «Cars«, recaudando 68 millones de dólares en tan solo 3 días deja claro que el cine de animación 3d parece estar en su mejor momento (a este fulgurante éxito cabría añadir además el de «Vecinos Invasores«, de Dreamworks animation, de próximo estreno en nuestro país, que ya lleva recaudados 130 millones de dólares).

Un nuevo film de animación 3d, que al igual que los anteriormente comentados pretende arrasar en taquilla y del que ya os hablé hace un tiempo (con motivo de la aparición de su primer cartel oficial) es Open Season, de Sony Pictures animation. Y a buen seguro que la película, además de ser desternillante arrasará allá donde se estrene. O al menos eso es la sensación que deja entrever este segundo trailer que ahora os presento.
Dirigida por Roger Allers, Jill Cullton y Anthony Stacchi, y con las voces de Ashton Kutcher (como un ciervo parlanchín y algo desequilibrado) y Martin Lawrence (como un oso domesticado y zángano) la película nos cuenta la historia de un oso domesticado que vive con los humanos y se ha hecho a la vida fácil. Un día un ciervo al que parece conocer le invita (más bien lo arrastra para conseguir que salga de su acomodada vida) a pasar una temporada con sus colegas los animales salvajes. Y lo hace justamente cuando comienza la temporada de caza con lo que a ya desde el principio de su aventura la extraña pareja se verá envuelta en uno y mil problemas…

Hace un tiempo os comentaba que esta nueva propuesta tenía buena pinta, este nuevo trailer no hace otra cosa que confirmar esa primera sensación.

Ver 2º trailer de Open Season

Ir a la web oficial de la película (dónde se puede ver el primer trailer además del teaser trailer)

Barry Collins, niño al que le encanta el cine de animación.

El ladrón de Bagdad de Richard Williams, una rareza a descubrir

martes, junio 6th, 2006

A veces ocurre que hay películas que por extrañas razones parecen abocadas al desastre y tienen uno y mil percances durante su rodaje. Hay otras que por razones que se me escapan nunca llegamos a ver estrenadas. Y luego hay otras que además de tener uno y mil problemas durante su producción, luego no son prácticamente estrenadas en casi ninguna parte y pasan totalmente desapercibidas para el gran público.
Hoy, trasteando por internet he leído sobre El Ladrón de Bagdad (aunque tiene otros títulos, The Thief and the cobbler, Arabian Knight, etc.) una de esas películas de las que os hablo.
Basada en el clásico de Las mil y una noches, su director, Richard Willians (el genial creador de entre otros el famoso Roger Rabbit, por el que ganó el Oscar) prácticamente sin ayuda, metódicamente y poco a poco fue creando el largometraje durante ¡¡25 años!! Si, si como lo lees, 25 años de producción. Posiblemente sea la película de más larga gestación de la historia del cine. De hecho, y como suele ocurrir en las catedrales góticas y romanas, se puede ver incluso el paso del tiempo en la propia película, algo que le resta unidad de estilo pero que por contrapartida la hace más simpática aún si cabe. Así, mientras algunos tramos son herederos de la estética de la época en que se comenzó la película (finales de los años 60), utilizando fondos por art, diáfanos y muy estilizados en otros se puede ver claramente la huella de la actual maquinaria informática.
Por desgracia la obra que se puede disfrutar en la actualidad (vía dvd) no es exáctamente lo que su autor había concebido en un principio. Me explico:
Cuando con el paso de los años, los productores de la película (de la Warner bros), vieron que ésta no se terminaba nunca, y más aún cuando vieron que la Disney estrenaba con un éxito rotundo Aladin (que parece en muchos aspectos inspirada en la película de Williams) decidieron darle un rumbo distinto a la película y directamente apartaron a su máximo responsable (en el que era el trabajo de su vida) y contrataron a otro director, Fred Calvert que convirtió el film en un musical, desechando una gran cantidad del material creado por Williams y trasladando la producción a Australia y Sur Africa para abaratar costes. Pero como las cosas que van mal, aunque parezca mentira, pueden ir todavía peor, pues tras diversos avatares la producción cayo en las manos (o fauces) de los hermanos Weistein, por aquel entonces en Miramax, que terminaron por destrozar la película, cambiando voces, eliminando personajes e incluso transformando a los protagonistas. Vamos un disparate. Al final el film, tras ser proyectado casi de tapadillo en algunas salas, fue estrenado en 1995 directamente en formato dvd. El resultado final es de todas formas una simpática cinta de animación de 72 minutos de duración, con algunos tramos realmente interesantes visualmente, y otros no tanto, pero que deja entrever muy a las claras lo que quizás pudo ser y por desgracia no es.
Por suerte, y para poner finalmente las cosas en su sitio, al parecer un acérrimo fan de la película, con más paciencia todavía que su autor original, ha decidido restaurarla e intentar plasmar lo mas fielmente posible la idea primigenia de su autor. Y en esas parece que se encuentra y así lo comenta pidiendo ayuda en el siguiente enlace, en el que además nos deja algunos vídeos en quicktime donde podemos ver imágenes prácticamente en bosquejo mezcladas y montadas con partes totalmente terminadas que al parecer forman parte de los bocetos para el primer y original montaje que nunca vio la luz.

Ir al enlace donde se comenta la restauración, que estrañamente se encuentra en un foro sobre la trilogía de Star Wars (?).

Ver el trailer de la versión restaurada en YouTube

Como se puede ver un claro ejemplo de lo que puede llegar a costar la realización de una película y de como a veces, casi milagrosamente, ésta al final es terminada he incluso estrenada.
En fin, espero que algún día se estrene (al menos en dvd) la versión restaurada tal y como la concibió su autor y así poder compararla con la actual. Sería interesante.

Barry Collins, niño al que le encanta el cine animado de calidad.

Otro nuevo cartel del remake de La Profecía

lunes, junio 5th, 2006

Después de un fin de semana de lo más tonto en lo que a noticias cinematográficas se refiere ( es increíble pero no había prácticamente nada nuevo que contar y el panorama era realmente desolador…) ya estoy aquí otra vez con un nuevo y jugoso cartel. Tras una serie de pósters a cual menos imaginativo y peor (aunque hay que reconocer que la versión francesa es el único que se podría salvar) hoy nos llega este cartel del remake de La Profecía que se estrena mundialmente mañana para aprovechar la fecha (6 de junio de 2006, osea 6-6-6). Un nuevo póster que al menos tiene algo más de gracia que los anteriores (en mi opinión es una de las peores campañas de un pretendido blockbuster en años) e intenta jugar algo más con los elementos gráficos para crear una especie de homenaje al cartel de "La Pasión" de Mel Gibson pero invirtiendo ingeniosamente los términos. Así utiliza la misma tipografía con idéntico tratamiento y colorido, unas texturas parecidas para crear el fondo y una imagen/icono de un crucifijo boca abajo y manchado de sangre (en el cartel de la película de Gibson era el rostro de la pasión), símbolo por excelencia del anticristo. Un cartel como vemos bastante más potente gráficamente que los anteriores aunque igualmente falto de imaginación que curiosamente nos llega desde Méjico, un país con una muy rica iconografía religiosa. No sé vosotros pero ¿no empezáis a estar algo hartos de estos innecesarios remakes de películas a las que no les hace ninguna falta que sean revisitadas?. La Profecía original es un clásico muy reciente además de una de las mejores películas de Richard Donner y no veo la razón para crear una nueva versión que, visto el trailer y la pobre campaña gráfica, a todas luces seguramente será inferior (por mucho que nos intenten colar a una Mia Farrow en horas bajas).

Barry Collins, niño que al que no le suelen entusiasmar los remakes sin sentido.