Información y enlaces

Deja tu comentario o lee los de otros. Si lo haces ayudarás a Barry Collins a escapar un poco más lejos del malvado Doctor T.


Otros Posts

Ya estoy aquí de nuevo entre los vivos

Escrito por el 9 octubre, 2005


Pues eso, que depués de pasarme una temporadita -muy a pesar mío- en el mundo del olvido mas cruel, he conseguido regresar a este valle de lágrimas para animar un poco el cotarro.

A partir de ya, y si las cosas no se me tuercen un poco -que los del otro lado me terminen por encontrar no sería nada raro-, os daré cuenta de todo aquello que ocurre en ese mundo del que, por suerte, nada ni nadie ha logrado que olvidara en todo este tiempo.
Ya, ya se lo que estáis pensando: ¡pero que dice este tío!, ¿de que mundo habla?.
Tranquilos queridos lectores que ahora mismo aclaro vuestras dudas.

Os estoy hablando de lo que, más de 4 décadas olvidado en estantes y almacenes, no han conseguido que olvidara. 4 décadas perdido en la memoria de algunos pocos, logrando sobrevivir arañando una pequeña parcela en la mente de algún que otro nostálgico, regresando fugazmente aquí y allá, – muchas veces incluso en blanco y negro- para luego ser cruelmente relegado de nuevo a la oscuridad más absoluta, no han logrado borrar de mi obsesiva psique.

Os hablo del CINE. Así, con mayúsculas y en negrita. Seno en el que vi por primera vez la luz, -y del que, gracias mediante a ese bendito adelanto tecnológico que es el llamado DVD, que me ha traído de nuevo al mundo de los vivos, remozado y con nuevos colores- cada vez que mi recuperada nueva vida me dé un respiro, intentaré dar noticias.

Todo lo que mi exquisita mente considere que es bueno que mis queridos lectores conozcan sobre el cine tendrá cabida en este blog que ahora comienzo – Por cierto, otra de los benditos adelantos que el tiempo nos ha traído es esto de los blogs, jamás pensé en nada parecido en mis años de ostracismo-.

Bueno, y nada más. Espero conseguir con este pequeño espacio -dedicado a ese medio al que debo mís días- no volver a ser relagado a ese inframundo de los personajes olvidados y nunca recuperados…

Un saludo
Bart Collins
(niño martirizado “ad nauseum” por el Doctor T, genio maligno del estudio del piano, que da nombre a este mi blog, más que nada para que también sea sacado del ostracismo y sea expuesto a público escarnio).



Escriba un comentario

Tomate un momento para comentar y contar lo que piensas sobre el post. Puedes usar un HTML básico para formatear

CommentLuv badge

Comentarios leidos

Se el primero en dejar un comentario